Reseña de “Pies descalzos” de Keiji Nakazawa

 

Título: Pies descalzos. Una historia de Hiroshima (4 vols)

Autor: Keiji Nakazawa

Editorial: Penguin Random House Grupo Editorial

Año: 2015-2016


Un día tenía un rato libre, pasé por la biblioteca, estaban los cuatro tomos y los cogí prestados, así que leí este cómic un poco por azar porque no había nada en él que me resultase excesivamente atractivo. Aunque es una historia que tiene bastantes altibajos, me alegro enormemente de haberla leído.

En Pies descalzos, Nakazawa nos relata la historia de Gen Nakaoka, un niño de unos ocho años que vive en Hiroshima al final de la Segunda Guerra Mundial. Debido al lanzamiento de la bomba atómica sobre la ciudad el 6 de agosto de 1945, Gen pierde a casi toda su familia en el desastre y a lo largo de los cuatro volúmenes se nos cuentan los esfuerzos y las penurias por las que tiene que pasar para conseguir sobrevivir. Gen se cruzará con numerosos y variopintos personajes, todos ellos afectados en mayor o menor medida por la guerra y la bomba atómica, de manera que Nakazawa aprovecha esto para mostrarle al lector las terribles consecuencias que sufrieron tanto la ciudad como sus habitantes en los años posteriores.

El primer volumen me pareció, sencillamente, brillante e impecable. En este es donde conocemos al personaje, a su familia, la relación que tiene con ellos y es donde se lanza la bomba atómica. Pocas veces en mi vida lectora he tenido que parar de leer porque las lágrimas me empañaban la visión y me impedían seguir leyendo (de hecho, creo que eso solo me ha ocurrido con dos libros). Pues bien, esto mismo me sucedió con este tomo. Es tan desgarrador cómo se nos cuenta la felicidad y el optimismo de las familias de Hiroshima, a pesar de la guerra, y, a la vez, cómo se prepara el lanzamiento de la bomba, alternando viñetas de ambos momentos… Todos sabemos, a grandes rasgos, lo que supuso el lanzamiento de la bomba atómica para la Segunda Guerra Mundial y para Japón. Pero conocer historias personales y ponerles cara a las víctimas es extremadamente duro. Porque sí, esta es una historia real: Gen Nakaoka es el alter ego de Nakazawa, quien en el momento del lanzamiento de la bomba tenía solo seis años y perdió a buena parte de su familia.

Los volúmenes segundo y tercero se me hicieron más pesados porque la trama no es tan interesante como en el primero. Se hace demasiado hincapié en la idea de que las guerras no traen nada bueno y que la bomba atómica siguió afectando a los japoneses durante varios años después de su lanzamiento, hasta el punto de que el lector acaba saturado: el mensaje antibelicista se entiende desde el primer momento, no hace falta repetirlo hasta la saciedad. Aun así, ambos tomos tienen historias muy valiosas y tiernas. El último volumen, aunque no llega ni por asomo al nivel del primero, remonta un poco la calidad de los dos anteriores. En este, Gen ya es un joven prepúber que sigue luchando por sus ideales. Me gustó mucho el final de la historia porque es especialmente esperanzador y consigue que el lector se quede con un buen sabor de boca pese a todo lo sufrido.

La mayoría de sus personajes son muy entrañables, por lo que el lector empatiza con ellos enseguida. Es cierto que muchas de las historias personales que se cuentan son en exceso melodramáticas, pero eso solo les da más ternura y emotividad. Es un cómic muy sencillo de leer y tiene un dibujo muy claro, con un trazo limpio y bien definido. A pesar de que a veces las ilustraciones son algo naif, esto no les quita fuerza, sobre todo aquellas que contienen los horrores de la guerra y la bomba.

pies-descalzos

La pega principal que tengo que ponerle es que el cómic tiene a veces un tono un tanto infantil. La mayoría de personajes protagonistas son niños, por lo que hay muchas viñetas donde tienen peleas de críos por tonterías, así como otras tantas donde se incluyen canciones que no aportan gran cosa a la historia. Aunque la mayoría de sus personajes me gustaron, hay alguna excepción, como Ryûta, el cual tiene bastante importancia en la trama, por lo que casi todos los momentos en los que aparecía se me hacían un poco cuesta arriba.

No diré que este cómic es uno de los mejores que he leído, ni de lejos, pero sí creo que, de todos los que conozco, es el más necesario. Pies descalzos hace una crítica brutal y descarnada de la guerra y de todo lo que la rodea: cómo el emperador de Japón, Hirohito, arengaba a los soldados japoneses a que lucharan por su patria y confiaran en la victoria del país; cómo Estados Unidos no tuvo ningún reparo en lanzar una bomba que podía causar una destrucción inimaginable sobre una población plagada de civiles y cómo, después del fin de la guerra, se ocupó de que los horrores de esa bomba no salieran a la luz; cómo los propios japoneses, en lugar de ayudarse entre sí, miraban cada uno por su propio beneficio y cómo, en definitiva, el ser humano es la única especie capaz de causar tanto daño a sus semejantes. A pesar de todo el horror que nos muestra, esta obra es optimista, luminosa y esperanzadora, y es, ante todo, un maravilloso canto antibelicista que nadie debería perderse.

PUNTUACIÓN: 8/10

Anuncios

6 comentarios en “Reseña de “Pies descalzos” de Keiji Nakazawa

    1. sustherlibros

      ¡Muchas gracias por el comentario, Ludy!
      Tienes razón, la Segunda Guerra Mundial (al igual que casi todos los acontecimientos importantes de la Historia) se nos han presentado siempre desde el punto de vista occidental y una de las cosas que aporta este manga es una visión diferente del conflicto que es muy interesante y necesaria. Esperamos que te guste y lo disfrutes. 🙂
      ¡Un saludo!

      Me gusta

  1. ¡Hola! Me ha encantado tu entrada, en serio. Venía de paso para ver qué tal los blogs de una iniciativa de WordPress, entre ellos el tuyo, y guau. Me encanta cómo escribes y lo mucho que enganchas con tus reseñas, que lo sepas. A mí me da que estos 4 tomos los voy a buscar en FNAC, a ver si están. Y como comentabas, la Segunda Guerra Mundial desde este lado que no nos cuentan cuando la estudiamos… es muy diferente y obviamente necesario. Si te gusta este estilo, te voy a recomendar una película; La tumba de las luciérnagas. Es muy dura, te lo aviso con antelación, pero seguramente te guste. Así pues, te mando mil besitos y seguiré leyéndote. 🙂

    Le gusta a 1 persona

      1. sustherlibros

        ¡Muchísimas gracias por un comentario tan cálido y sé bienvenida a nuestro blog!
        Me alegra que te haya gustado la entrada, creo que es una historia necesaria que merece la pena conocerse. La película que mencionas la conozco pero no la he visto, precisamente por lo que comentas de que es muy dura: es algo que ya había oído y la verdad es que eso me echa bastante para atrás, pero le terminaré dando una oportunidad. ^^
        No te preocupes, nada de maleducada, y nos encantará seguir teniéndote por aquí más a menudo.
        ¡Un saludo! =D

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s